Cómo terminar con los piojos

Creo que a todas las madres nos llega ese “asqueroso” momento en el que nos toca desparasitar a nuestros retoños. Los piojos son una pesadilla. Estos pequeños parásitos se suelen pegar fácilmente entre niños y el periodo escolar ayuda a que se propaguen con bastante facilidad. En este post os cuento cómo terminar con los piojos y olvidarse de ellos.

eliminar piojos
Vía Shutterstock

En nuestro caso los piojos entraron en nuestra vida durante el primer curso escolar en el “cole de mayores”, en concreto fue en el mes de mayo. E no paraba de rascarse y en cuanto le miré el pelo me encontré a un piojo recorriendo su pelo.

Productos para terminar con los piojos

Por supuesto lo primero que hice fue cotillear en Internet qué producto se recomendaba para estos casos y di con un post de Boticaria Garcia en el que habla de los pelicudicidas más apropiados según la edad. Fui a la farmacia y pregunté por los que tenía, vi que disponía de Neositrín y me lo llevé.

Ojo que esto no es publicidad pagada ni nada por el estilo. Me lo llevé por dos razones. Una este producto lo que hace es asfixiar al piojo, por lo tanto la palma. Y dos la aplicación es fácil: pulverizar el producto, dejar actuar un minuto, lavar el pelo y pasar la lendrera.

Así que lo usamos y no nos defraudó. Después de esa primera vez lo hemos usado dos veces más. Cabe remarcar que el tratamiento se debe repetir una semana después, no sea caso que nos olvidemos alguna liendre y volvamos a tener fiesta en la cabeza.

La lendrera: infalible

Usar un producto para eliminarlos ayuda, pero sin duda una buena lendrera es imprescindible. Con el Neositrín nos venía una, pero las púas las veía muy separadas. Ya sabéis que antes las cosas las fabricaban con más miramiento, por lo que llamé a mi madre y le dije que me trajera la lendrera que usaba yo de pequeña.

Sí, yo era la típica niña que cada dos por tres tenía piojos, ¡qué odisea! Al final me hice amiga de la lendrera y me la pasaba yo sola todos los días, tenía el asunto más que controlado.

Sabía que mi madre guardaba esa lendrera y se la pedí y menuda diferencia, esta sí que lo pilla todo. A todo esto, también se han modernizado las lendreras y en el mercado existen algunas que son eléctricas. Sí, como lo lees. Éstas detectan el piojo y te avisan. Por si os pica la curiosidad o queréis comprarla, aquí tenéis una.

Cómo prevenirlos

Son 4 los pasos que podemos hacer para prevenirlos:

  1. Usar un producto que los previene. Nosotras usamos Neositrín Protect, ya os he dicho que no me pagan por hablar de él, pero nos gustó tanto el pediculicida, que probamos también este producto. Huele muy bien. Lo que hago es rociarle el producto por el pelo por la mañana y peinarla. Así se va al cole protegida. Cabe remarcar que no es infalible al 100%, pero ayuda que no se contagien con tanta facilidad.
  2. Recoger el pelo. Sobre todo si tienen el pelo largo. Una coleta, dos trenzas, un moñete… Los piojos se contagian por contacto cabeza con cabeza, si lleva el pelo recogido no hay mechones a los que agarrarse y por tanto es más complicado pasar de una cabeza a otra.
  3. Pasar la lendrera dos veces por semana. Sobre todo si nos envían la circular de que han detectado piojos en la clase o si vemos que nuestro peque se rasca. Si no han mandado la circular, se la suelo pasar una vez a la semana después de la ducha, ya que es más fácil pasarla y que no tenga nudos.
  4. Ayudar a otras madres a prevenirlos. Si vemos algún piojo en la cabeza de nuestro hijo, lo mejor que podemos hacer es avisar a su maestra para que avise al resto de padres. Así todos revisamos cabezas y trabajamos en equipo para erradicar la plaga.

¡Espero que os sirva toda esta información!

Sígueme en FacebookTwitterInstagramPinterestYoutube y Google+

¿Quieres compartir este post?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.