Opinión silla ligera IODA de Olmitos

Ioda es el nombre de la nueva silla ligera de Olmitos. Nosotros la hemos estado probando con L y ¡tengo muchas cosas que deciros acerca de ella! Ya sabéis que somos una familia de culo inquieto y nos mola viajar. Su peso y su plegado hacen de ella una silla perfecta para los viajes.

IODA Olmitos

Pero también se acopla al día a día. De momento nosotros la hemos probado por Valencia (nuestra ciudad), pero dentro de poco viajará con nosotros al otro lado del charco. Os cuento nuestra opinión sobre Ioda.

Características de la silla

Si hay algo que destacar de Ioda es su peso. Su estructura es de aluminio y pesa nada más y nada menos que 5,6 kg.  Es muy ligera. Además su manillar es corrido y ergonómico y, eso junto a sus ruedas que giran 360º ayudan a que sea una silla fácil de manejar. Se puede llevar sin problema con una sola mano.

Dispone de freno, el cual se encuentra en la rueda posterior de la derecha. Es muy sencillo accionarlo con el pie y luego levantarlo para quitarle el freno.

Algo que también hay que remarcar es que su respaldo es reclinable, lo cual viene fenomenal si se duermen. El reposapiés no es flexible, pero su forma permite que el niño ponga los pies sobre él y no se le queden las piernas colgando. También tiene capota con protección solar UV50 y ventana de ventilación.

La silla dispone de un arnés de 5 puntos. Lo cual viene de maravilla, ya que así se puede llevar sin barra (si lo deseáramos). Aunque nosotros solemos poner las dos cosas, que L es una escapista.

La silla Ioda se puede usar a partir de los 6 meses y hasta los 15 kg de peso.

Plegado fácil

Pero sin duda, lo que más me gusta de Ioda es su plegado. No había visto nada igual. Se puede plegar con solo una mano. Tiene un plegado muy sencillo que se acciona desde el manillar, pero eso no es todo, cuando la silla está plegada sus medidas son 52 x 29 x 29, por lo que se puede subir sin problema a un avión, cabe perfectamente en los compartimentos superiores de los trenes y no ocupa casi espacio en el maletero del coche.

Otro detalle es que la barra que lleva la silla no es rígida, sino que también se pliega. De hecho forma el asa para transportarla. Esto me sorprendió muchísimo y me parece una maravilla. La barra se extrae con mucha facilidad, por lo que si la retiramos, L puede bajar sola de la silla (tiene 20 meses).

Cesta

La cesta de las sillas ligeras me parece más que necesaria. Solemos llevar bolso para guardar las cosas de nuestros peques, pero también viene de perlas tener una cesta en la que poder llevar una pelota, juguetes o la compra.

No es muy grande, pero caben bastante cosas. Nosotros solemos compaginar la cesta con un enganche que, a veces,  ponemos en el manillar (tiene velcro) y que también es de la firma Olmitos. Así podemos colgar ahí las mochilas al salir del cole.

Colores disponibles

Está disponible en tres colores: negro, verde o rojo. Nosotros nos decantamos por el rojo, me gustó mucho la combinación de rojo y gris, me parece alegre y atrevida.

El tejido es fácil de limpiar, de hecho el otro día quité una mancha con una toallita de bebé y desapareció.

Espero que os sirva toda la información, nosotros estamos encantados con ella y tenemos muchas ganas de llevarla en nuestro próximo viaje. ¿Qué te parece Ioda?

Sígueme en FacebookTwitterInstagramPinterestYoutube y Google+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.