Viajar a Ottawa con niños

Muchos no saben que Ottawa es la capital de Canadá. Sí, esa ciudad de relativamente pequeña comparada con otras capitales (tiene unos 900.000 habitantes) y que no es tan conocida como Toronto o Vancouver es la capital. Es una ciudad con rasgos américanos y europeos en la que sus ciudadanos presumen del bilingüismo de su país y la mayoría de carteles, paneles, menús o panfletos están escritos en ambos idiomas (inglés y francés). Viajar a Ottawa con niños es una gran idea porque es una ciudad muy manejable.

Viajar a Ottawa con niños

Fue nuestra primera parada tras aterrizar en Montreal. Aterrizamos, pillamos el coche de alquiler y nos fuimos a Ottawa, por tanto fue el primer destino de nuestro Roadtrip por Canadá.

Dónde alojarse

Sin duda os recomiendo quedaros cerca de la colina del Parlamento. Ahí estaréis muy céntricos y podréis ir andando a todas las zonas interesantes de la ciudad, por eso os comentaba que es una ciudad manejable, porque la puedes ver fácilmente andando sin necesidad de transporte público.

Nosotros nos alojamos en The Carleton Suite Hotel que está muy cerca del Parlamento y además tenía desayuno buffet incluido (y muy bueno). La habitación disponía, a su vez, de cocina totalmente equipada y el hotel contaba con piscina, la cual probamos (viajando con niñas era de esperar).

Qué ver

  • Parliament Hill o, en español, la colina del Parlamento. Se trata de una colina al lado del río Ottawa en la que se encuentran una serie de edificios que componen el Parlamento canadiense. El edificio central es el que tiene la Torre de la Paz, pero también encontramos la Casa de los Comunes, el Senado y la Biblioteca del Parlamento. Justo en frente del edificio central se encuentra una llama que celebra el centenario de la Confederación Canadiense. Hay visitas guiadas gratuitas y se puede subir a la Torre de la Paz (seguro que la vista es preciosa).

Parliament Hill Ottawa

  • El National War Memorial. Esta dedicado a todas aquellas personas que perdieron su vida en los conflictos en los que se vio envuelto el país. Es curioso ver el cambio de guardia, el cual es acompañado por la música inconfundible de una Gaita.

  • ByWard Market. Es un mercado en pleno corazón de la ciudad, está compuesto por un edificio histórico que alberga en su interior varios restaurantes y tiendecitas y en su exterior tiene actividades para los más pequeños, tiendas y puestecitos de fruta y verdura. Sin duda a mí me encantó.

Qué hacer

  • Pasear por los alrededores del Canal Rideau. Es navegable durante los meses de verano, en invierno se convierte en una pista de patinaje. Se puede pasear por sus orillas, ya que tienen zona para los peatones y bicicletas.
  • Fotografiar el Fairmont Château Laurier. Un histórico castillo que ahora es Hotel. Su arquitectura atrapa y es inevitable no hacerle alguna foto.

  • Ver el cambio de guardia en Parliament Hill. Lo realizan todas las mañanas de verano. Nosotros lo vimos de casualidad. Los soldados llevan un uniforme rojo y gorro fabricado con piel de oso (recuerdan a los soldados británicos) y los gaiteros o “Pipers of the Cermonial Guard” visten con falda escocesa.

  • Hacerse una foto con las letras de Ottawa. Foto típica, pero mola hacérsela. Ottawa al igual que Toronto tiene las letras de la ciudad. Se encuentran muy cerca de ByWard Market. Además cuando fuimos nosotros nos encontramos con unas sillas de madera de colores que nos vinieron de perlas para descansar un ratito. Aunque E prefirió sentarse en la O.

  • Comer en alguno de los puestecitos de ByWard Market. Ya os he hablado de este mercado, no perdáis la oportunidad de comer en él. Nosotros lo hicimos en un puestecito de pasta.

Espero que os sirva la información.

Sígueme en FacebookTwitterInstagramPinterestYoutube y Google+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.